Facebook Twitter Google +1     Admin

EL FACTOR HUMANO

20150408101534-portada-expansion-febrero-ediima20150407-0847-13.jpg
El tufillo pre-electoral flota en el ambiente facilitando que algunos se embriaguen de él y obren el prodigio de reconocer errores pasados. Pero solo a medias, enseñando la patita de las buenas intenciones sin acabar de materializar este milagro de forma concluyente. Es lo que le pasa al gobierno con la atención sanitaria a los sin papeles. Dice que se les prestará asistencia pero que no tendrán tarjeta sanitaria. Una medida electoralista  pero maricomplejines y absurda. Si disparatado fue retirarles los derechos sanitarios hace tres años, mucho más lo es devolvérselos a medias ahora. Y menos sin haber reconocido el grave error que supuso, no solo desde el punto de vista humanitario sino también económico, por la proliferación de pandemias que a la larga generan mayor coste social. No es fruto de una reflexión ni contiene ningún ánimo de enmienda. Es un mero acto de campaña. Un brindis al sol tratando de rascar algún voto atontado.
Igual que eliminar las tasas judiciales, retirar la ley del aborto o rebajar los tramos del IRPF. Las mismas medidas que el gobierno defendió como dogmas e impuso con su brutal mayoría a la sociedad española, en periodo electoral se barren bajo la alfombra de las vergüenzas. Como decía el genial Groucho: Estos son mis principios, si no le gustan tengo otros.
Sería del genero tonto olvidar que con el gobierno del PP, la sanidad pública española recibió el mayor ataque de su historia. Y que todo obedece a oscuros intereses privados que han visto en el botín sanitario la alternativa al ladrillazo que los hizo millonarios.
He leído en prensa que la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha pagado ingentes cantidades de dinero público para hacerse auto-bombo en medios como ABC, Expansión u Onda Cero.
Como mi vida es un circo, he pasado casi una semana hospitalizada a causa de una intervención quirúrgica en el Hospital público zaragozano Lozano Blesa. Allí me he encontrado con un personal comprometido que hace de la necesidad virtud para suplir la falta de recursos. Gente que demuestra todos los días que el factor humano es la garantía para ser un buen profesional. Ya seas limpiadora, auxiliar, enfermero, médica o presidenta de la comunidad de Aragón. Lo que te va a definir al final es tu factor humano. O su ausencia.
Por mucho que la Rudi se compre entrevistas y primeras planas eso no le va a insuflar un alma. Le pasa como al resto de sus compañeras y compañeros de partido, que no resulta creíble. Y mucho menos despilfarrando la pasta de todos en su loca auto-promoción mientras en los hospitales públicos aragoneses cada vez hay menos personal y falta hasta el esparadrapo.
Es esa doble moral con la que se maneja esta gente lo que no debemos olvidar. Su facilidad para sacrificar el interés general al del partido. O al propio mismo si se tercia la oportunidad. 
Ya nos han demostrado la calidad de su factor humano. Ahora solo queda que demos una respuesta proporcionada en las urnas a tanta inhumanidad.

Comentarios » Ir a formulario

Autor: eva

Siento tu intervención, espero no sea grave y podamos volver a verte alegre por los pasillos y deleitándonos con tus escritos.

Fecha: 10/04/2015 09:46.


Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris