Facebook Twitter Google +1     Admin

LA GUERRA DEL COLTAN

Treinta mil niños matan y mueren en el África Central a causa de un mineral: la colombita (que aliada con la tantalita se convierte en el coltan, imprescindible para la tecnología de la telefonía móvil y los ordenadores). La República del Congo posee el 80% de las existencias mundiales. El conflicto del Congo, que ha costado ya cinco millones vidas y dos millones de desplazados, no se debe a rivalidades étnicas como quieren hacer creer las facciones implicadas. Todos persiguen el control de los yacimientos cuyo valor es de miles de millones de dólares. Tanto las fuerzas de las FARDC como las de las FDRL siguen el mismo patrón. Toman el control de las minas y obligan a trabajar a la población civil para ellos. Con el dinero que obtienen compran armas a EEUU, Bélgica, Francia, Alemania, China, etc... con las que seguir alimentando esta sangría en el corazón africano.

Resulta irónico, ¿no? Los occidentales les compramos la materia prima que alimenta nuestra tecnológica existencia. Después, les vendemos armas para que se maten por el control de aquello que tanto codiciamos. ¿No deberíamos modificar nuestra cínica postura para evitar la exanguinación de estos pueblos? Con un reparto tan injusto de la riqueza y del derecho a la vida en nuestro planeta, ¿todavía creen que se puede mantener el desarrollismo ilimitado a costa del Tercer Mundo?  Tan honda fractura entre las civilizaciones y tanta voracidad en medio de una crisis mundial como la que vivimos, son como una bomba de relojería destinada a explotar en nuestras narices.

Publicado en Diario del Alto Aragón 7 de noviembre  2008 y en Heraldo de Aragón 8 de noviembre de 2008

Comentarios » Ir a formulario

kuentoschinos

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris